Código Tlaxcala
“Ninguna sociedad democrática puede existir sin una prensa libre, independiente y plural”. Kofi Annan

Hay Estabilidad, paz y Estamos Generando Desarrollo de Tlaxcala: PPL

40

Gobierno del Estado Adeuda 59 Millones al Ayuntamiento, Revela

-Entrevista Exclusiva con el Polémico Alcalde de Tlaxcala-

“El Palacio de Gobierno Está Registrado Como Bien del Municipio”

“Yo sí sé Para Quién he Trabajado: para el Pueblo”

“Cuando Llegué a Presidente Perdieron los Grupos Tradicionales del PRI”

“¡Por Algo Está Reprobada mi Cuenta! Yo no he Comprado a Nadie”

“Soy Prietito; Cuando Ofenden a un Prieto Ofenden al Pueblo”

“Ando con la frente en alto. ¡Yo no tengo negocios!”

“El Puente tal vez no sea Importante Inaugurarlo en Este Momento”

“A la Gente que más Trabaja es a la que Menos se le Reconoce”

“Se Creó una Policía Menos Viciada, Nueva, Capacitada”

“¡Ojalá el Próximo Presidente no se Ponga a Dormir en mis Laureles!”

“Dependencias de Gobierno no Pagan el Predial Desde el 2006”

 

El gobierno del estado no ha pagado su consumo de agua potable desde 2006 al ayuntamiento de Tlaxcala, generando dicha morosidad a lo largo de siete años perjuicios a las finanzas edilicias por un monto total de 59 millones de pesos, reveló el alcalde de Tlaxcala, Pedro Pérez Lira.

Seis millones de esa deuda corresponden a lo que va del presente trienio.

En entrevista exclusiva con Código Tlaxcala en su oficina ubicada en los altos del Portal Grande, Pérez Lira habló sin tapujos de las críticas hacia su gestión y defendió con vehemencia, ironía y buen humor, la obra de la administración que preside.

Fiel a su estilo franco y nada dejado, el presidente de Tlaxcala –quien fue diputado local y formó parte de la Comisión de Fiscalización del Congreso- sugiere que la reprobación de su cuenta pública de 2011 tiene trasfondo político, y no desmiente los decires públicos sobre una compraventa generalizada de los dictámenes respectivos en la LX legislatura local.

“Habría que preguntar eso a los que, curiosamente, saltaron la cuenta pública de un día para otro”, propone al reportero ante una pregunta directa.

“¡Por algo está reprobada mi cuenta pública! Porque yo no he comprado a nadie. ¡A lo mejor si ya los hubiera comprado te podía decir más!”, agrega medio en broma.

El polémico alcalde tlaxcalteca niega asimismo que piense salirse del PRI (“soy priísta desde los 17 años, siempre tengo a la mano los documentos Básicos”), aunque advierte que con su arribo a la alcaldía “perdieron los grupos tradicionales del PRI”.

Revindica la obra pública realizada con un presupuesto anual de 160 millones de pesos; y en particular, refiere que el Puente de Artesanías, la obra emblemática de su gobierno, fue abierto a petición de la gente sin haberlo podido inaugurar (“no hemos coincidido con la agenda del gobernador”).

Pérez Lira destaca también el esfuerzo de su equipo por reconstruir la policía municipal tras el retiro “intempestivo” de los agentes estatales a finales de 2012 (“no nos avisaron, fue una situación de crisis”).

“Las crisis son oportunidades, y aproveché. Ahora tenemos una policía menos viciada, nueva y más capacitada, y además conservamos el SUBSEMUN, no como otro municipio que lo perdió luego luego”, presume.

Entre otros asuntos, el alcalde de Tlaxcala se ríe de las burlas por el color oscuro de su piel (“ofenden a todo el pueblo”); elogia la amistad, probidad y lealtad de su principal colaborador, Horacio Palafox; y rechaza las críticas de nepotismo (“hay otros que sí metieron a toda su familia y no les dicen nada, lo diremos en su momento”.

ENTREVISTA

Nos recibe Pedro Pérez Lira en el hermoso Salón Juárez, la oficina del alcalde de Tlaxcala remodelada (“muy buen gusto, eh”) por Joaquín Cisneros.

Una vez adentro, bajo la intensa mirada al óleo de don Benito, rememoro para romper el hielo la vez que contó en presencia de Mireya Sánchez, hija de Fidel Velázquez, las crónicas de aparecidos que circulan en torno al edificio del ayuntamiento.

Hacía calor ese mayo de 2012 y la adusta señora se estremeció un poco.

Ameno, el mayor de los gemelos Pérez Lira (“nací unas dos horas antes”) corresponde con otra anécdota sabrosa.

“El Palacio de Gobierno está registrado como un bien del municipio. Cuenta la historia que un gobernador ya no quería tener muy cerca al presidente municipal, y entonces le dice: ‘O estás tú o estoy yo. ¡Vete allá enfrente!’. Y Lo mandó a este edificio que realmente era una vecindad.”

Añade enseguida, dueño ya de la atención de los presentes, sonriendo siempre el alcalde de Tlaxcala:

“Esta oficina es de los años ochenta, antes la presidencia municipal estaba en el Palacio de Gobierno. La gente que vivía por acá me cuenta que aquí abajo venía a jugar con sus amiguitos. En toda la parte del patio hubo lavaderos. Y si tú ves, todas las oficinas están conectadas con otras; son cuartos, vecindades pues”.

Como puedo resisto al encanto de la historia de la casona que decayó en vecindad y revivió como presidencia municipal gracias a los celos de un gobernador y el estilo de un alcalde que no pudo llegar al Palacio de Gobierno que ocupó su padre.

Propongo hablar del propósito de nuestra cita: la obra de gobierno de Pedro Pérez Lira, presidente municipal de Tlaxcala.

SATISFACCIONES DE ALCALDE

CT Presidente, a veces la prensa y los políticos no han sido justos con su desempeño al frente de la alcaldía, se me ocurre. Queremos pedirle un recuento de lo que ha sido hasta ahora su obra. ¿De qué se siente más orgulloso?

PPL  Cuando la gente emitió su voto me dio la oportunidad de gobernar y una gran responsabilidad. Mi satisfacción es que a dos años y dos meses de gobierno, hay estabilidad política y paz social en nuestro municipio.

“Otra es que estamos generando el desarrollo en Tlaxcala. Por ejemplo, Liverpool. Al municipio ya le pagó esta empresa más de 4 millones de pesos, nunca había ingresado tanto en otra administración. Es el principio, porque cuando inicien su construcción vendrá otro pago de licencia.”

“Me tocó llevar a cabo esta gestión. La empresa tiene la intención de invertir más de 600 millones de pesos, y generar con ello más de 800 empleos directos y 1200 indirectos. Es una satisfacción.”

Llegado a este punto, el presidente municipal no resiste la tentación, habitual en él, de burlarse un poco de sí mismo.

“Nadie sabe para quién trabaja, dice el dicho; el próximo presidente municipal va a colocarse la medalla” –ironiza, se alza el cuello de la camisa y corrige el proverbio:

“Pero yo sí sé para quién he trabajado: para el pueblo de Tlaxcala. No para una persona. Para el pueblo”.

DEL PUENTE EMBLEMÁTICO

CT Físicamente hablando, el Puente de Artesanías es la obra más notable de su administración, lo que más vemos literalmente los ciudadanos.

PPL  Es la obra emblemática de esta administración. Por lo regular, cuando gobierna alguien hay un punto de referencia. Eso es el Puente de Artesanías “Leonarda Gómez Blanco”.

“Se etiquetó en 2011 y nuestro equipo volvió a reetiquetarlo en 2012, dentro del presupuesto de egresos de la federación. Se realiza con la federación pero el proyecto y toda la realización tienen que ver con el ayuntamiento de Tlaxcala. Es una obra federal y municipal.”

CT  ¿Intervino el gobierno del estado?

PPL  No.

CT  ¿Y la inauguración?

PPL  Está pendiente, no hemos coincidido con las agendas del gobernador. El puente tal vez no sea importante inaugurarlo en este momento… Sin embargo, lo vamos a hacer de manera simbólica en los próximos días. La ciudadanía esperaba la inauguración, nosotros mismos la queríamos porque es una obra emblemática. Pero resulta que no.

“Lo tuvimos que abrir, eh, porque la propia ciudadanía decía: ¡Ábranlo, ábranlo, ábranlo! Yo he pasado por el puente, lo he utilizado y facilita mucho el flujo vehicular del centro.”

OBRAS MUNICIPALES

El alcalde subraya asimismo lo realizado durante su administración en materia de recolección de basura y tanques elevados de las comunidades, bajo el mismo esquema de coparticipación federal y municipal. A modo de ilustración del esfuerzo de su equipo, informa que sólo la inversión en dos tanques, un nuevo pozo de agua y la remodelación de la Xochiquetzalli se gastó poco más de 30 millones de pesos.

CT  ¿Cuánto se invirtió en la calle?

PPL  Más de 5 millones de pesos; cambiamos todo el adoquín de la Xochiquetzalli. Y también beneficiamos –lo digo de relajo- a dos expresidentes municipales.

CT  Que viven por allí…

PPL  Por allí viven, en efecto. ¡Soy tan cuate y todavía hablan mal de mí! – vuelve a ironizar el mayor de los gemelos Pérez Lira.

CT  ¿Qué otras obras destaca?

PPL  Hay muchas. Además de guarniciones, banquetas y pavimentación en las once comunidades, hemos llevado la red de agua a lugares donde no existía. Y este año vamos a arreglar los parques de algunas colonias.

“Hay trabajo diario, en nuestra administración a diario se arrastra el lápiz. Debo decirlo: En México, a veces a la gente que más trabaja es a la que menos se le reconoce” -remata el alcalde.

CT  Varias veces nos ha tocado verlo en las jardineras de las avenidas. ¿Le gustan las flores?

PPL  Me interesa que nuestra capital se vea bonita, arreglada. Hemos invertido un millón de pesos en eso. En mi administración hay una cierta inclinación por la naturaleza.

CT  ¿Y cuál será su obra de cierre de trienio?

PPL  Hemos pensado en construir un asta bandera monumental, un símbolo de nuestra unidad con la nación. Estas cosas importan porque tienen que ver con nuestra identidad. Probablemente será erigida en la escalinata, todavía estamos en eso.

NUEVA POLICÍA

CT A mí, como ciudadano, me llama la atención la prontitud con que usted trató de reconstruir la policía municipal una vez que el gobierno estatal retiró a sus policías. ¿Se siente orgulloso de este trabajo?

PPL  Un gobierno eficiente da resultados, es lo que pide la ciudadanía cuando vota. En este sentido, se decidió cancelar el convenio con el gobierno del estado…

CT  Perdón, presidente: ¿fue decisión de?…

PPL  De ambas partes.

CT  ¿Fue consultado antes de quedar el municipio capitalino sin seguridad municipal?

PPL  Fue una decisión de ambas partes, pero no nos consultaron. Fue una decisión intempestiva…

CT  Sorpresiva.

PPL  Muy rápida, sorpresiva. Y entonces generó una situación de crisis. Pero también las crisis son momentos de oportunidad.

CT  Y usted la aprovechó.

PPL  La aproveché. Se creó una policía menos viciada, nueva, capacitada. Nosotros no sólo no perdimos el SUBSEMUN como otro municipio del que no quiero hablar, que lo perdió luego luego. Nosotros nos dimos el lujo de decirle a la gente: Vamos a crear una policía para ustedes, ciudadanos.

“Obviamente cuesta, porque el salario de los policías no es pagado con el SUBSEMUN. Se paga con recursos municipales. En este momento tenemos 51 policías, y esta semana o la próxima se incorporan 10 más.”

CT  ¿Había cuántos?

PPL  Teníamos 84. Eran 100, pero 16 se ampararon y siguen en litigio.

CT  Sesenta siguen siendo pocos policías para la capital.

PPL  Son pocos. Me comprometí a dejar 80. Más no puedo hacer, el presupuesto de este año ya fue programado. Si yo en menos de medio año estoy creando una policía, ¡ojalá el próximo presidente no se ponga a dormir en mis laureles. Tendrá tres años para aumentar el número de policías. Espero que lo haga bien.

MOROSOS PRIVILEGIADOS

Naturalmente sale a flote el tema de la penuria crónica de los ayuntamientos, la baja recaudación y el endeudamiento consecuente. Replica el alcalde que a diferencia de los gobiernos federal y algunos estatales, la deuda de los municipios no es preocupante.

“Anda en 3 por ciento en el país. En Tlaxcala es prácticamente inexistente. Se lo debemos al gobernador José Antonio Álvarez Lima, que hizo una ley para evitar precisamente el endeudamiento”, precisa.

CT  Supimos de su presencia en el senado la semana pasada, su alegato en favor del municipio. Se habló de la penuria de los ayuntamientos y mencionaron que los gobiernos y la CFE, y empresas como TELMEX, no pagan el predial. ¿Qué pasa en Tlaxcala?

PPL  Diversas dependencias de gobierno no pagan el predial desde el 2006. La deuda del gobierno del estado hacia el municipio por concepto de agua potable es de 59 millones de pesos. En lo que va de esta administración ya va cercano a los 6 millones de pesos.

“Entre diferentes instancias; por ejemplo SESA, la Secretaría de Educación Pública, SECODUVI.”

CT  ¿Cuánto debe de predial a su administración el gobierno del estado?

PPL  Ese dato no lo tengo en este momento. Lo vamos a detallar y te informaré con toda precisión; no me gusta manejar datos imprecisos.

CT  Presidente, no puedo creer que TELMEX, la empresa del hombre más rico del mundo, Carlos Slim, no pague el predial. ¿O sí paga? ¿Y cuánto le debe la Comisión Federal de Electricidad por cierto?

PPL  Mira, este tema se tocó en el senado. Es una situación general, de todo el país. Voy a poner un ejemplo: el gobierno retira a los vendedores callejeros de la vía pública, pero en cambio, TELMEX coloca sus casetas telefónicas y no paga ni un cinco por uso del suelo.

“Igualmente tenemos los postes de la CFE, que tampoco pagan suelo a los ayuntamientos.”

CT  Si el gobierno estatal evade impuestos, y TELMEX y la CFE tampoco pagan parte de lo que deberían, ¿entonces con qué cara se puede sancionar a los ciudadanos morosos?

PPL  Esa pregunta hazla a otros, yo no puedo responderla.

DESEQUILIBRIO GENERACIONAL

CT ¿Hay corrupción en su administración? –suelto a mansalva llegada la ocasión.

PPL  Allí afuera luego dicen: “¡Corrupto Pérez Lira!”. ¿Y de qué o qué? A mí nadie me puede señalar nada, eso sí te lo puedo asegurar. Ando con la frente en alto. ¡Yo no tengo negocios!

CT  Como reportero lo he escuchado de otros reporteros. Pareciera una campaña. ¿Hay algo?

PPL  Más que campaña, creo que es cuestión de un desequilibrio generacional. Evidentemente cuando llegué a presidente municipal perdieron los grupos tradicionales del PRI. Es la realidad, aunque no lo quieran aceptar. Ve qué funcionarios tengo de mis propios correligionarios: no hay ninguno.

Se me ha criticado de nepotismo, de que no escucho a la gente, pero nomás son críticas. Yo te quiero decir que hay otros que sí tienen a toda la familia, y a ellos no les dicen nada. La propia sociedad lo sabe y en su momento lo vamos a decir. No hay mejor contraloría que la sociedad.

LA CUENTA PÚBLICA

CT El principal argumento de sus críticos es la reprobación de la cuenta pública 2011 del ayuntamiento de Tlaxcala por el congreso. ¿Qué tiene qué decir al respecto?

PPL  Primero te quiero decir que yo, como abogado, fui auxiliar jurídico del órgano de fiscalización. Fui diputado propietario por algunos meses y vocal de la Comisión de Fiscalización del congreso…

CT  Para decirlo todo, también he escuchado en los pasillos del propio congreso que los diputados de la LX legislatura y el auditor estarían vendiendo sus dictámenes. Como en tianguis, me han dicho.

PPL  Conozco muy bien el círculo. Te lo conozco pero así mira (marca un círculo imaginario sobre la madera reluciente). Todo eso obedece a cuestiones políticas.

CT   ¿Es un fantasma de opinión pública o es cierto?

PPL  Pues yo no sé, yo no… ¡Por algo está reprobada mi cuenta pública! Porque yo no he comprado a nadie. ¡A lo mejor si ya los hubiera comprado te podía decir más! –se disculpa entre risas el alcalde.

CT  Lo han dicho alcaldes y diputados, que la LX legislatura vende sus favores. Sería terrible si así fuera, ¿no cree?

PPL  Habría que preguntar eso a los que, curiosamente, saltaron la cuenta pública de un día para otro.

UN PARTIDO DE IZQUIERDA

“Siempre he ido de izquierda. El PRI es un partido de izquierda, siempre lo ha sido; no es de derecha ni de centro. Los que conocen su verdadero origen saben que es de orígenes socialistas. Muchos capitalistas han crecido al amparo del socialismo en México, es curioso”, reflexiona Pérez Lira a la luz del caso Slim.

La digresión sirve al alcalde para exponer su ideario político. Y una definición del PRI, partido en el que milita desde los 17 años.

Le preocupa que “Tlaxcala está considerado el cuarto estado más pobre de la república aunque no se nota porque tenemos infraestructura. Los ciudadanos que no ganan más de dos salarios mínimos son considerados pobres. Ora sí que no tienen más que para medio comer, medio vestir y ora sí una casita a veces”.

CT  Se dice socialista cuando lo están acusando de querer irse a un partido de la izquierda, el PT. Luego hay malintencionados que corren rumores eh. Aclare esto de una vez, presidente, ¿está pensando en irse del PRI?

Esta vez se carcajea con gestos del rostro el alcalde de Tlaxcala, sin soltar el aire. Voltea hacia Ise, su titular de comunicación. Parece divertirse. Coloca una mano sobre un ejemplar de los Documentos Básicos del PRI que reposa a su derecha, sobre el magnífico escritorio de madera.

PPL  Sí, mira -qué bueno que me preguntas esto-, a mí me han dicho que soy el peor presidente, el más feo, el más prieto, todo eso me han dicho.

“Soy priísta, siempre lo he sido. Mira, aquí tengo siempre mis Documentos Básicos y mis Estatutos, siempre cerca. A veces hay personas que nomás hablan por hablar.”

CT Nos llama la atención que el segundo funcionario en importancia, Horacio, pidió permiso y usted le guardó el cargo. ¿Por qué aceptó su retorno?

PPL  Porque antes que los tintes partidistas está la amistad, y porque es un funcionario probo. Conocí al licenciado Horacio desde la adolescencia y hay un concepto que conocemos entre amigos: la lealtad. A Horacio lo conozco desde mucho antes; si por él piensan que me voy a ir al PT, se equivocan.

“¡Ni anduvo casi en mi campaña, y míralo, como secretario!”. Porque es un funcionario honesto, responsable, comprometido, y a eso le sumamos que es un funcionario leal.”

“¡Bueno, hasta este momento!” –corrige y volvemos a reírnos.

COLOFÓN

“Soy morenito, prietito, pero cuando ofenden a un prieto ofenden al pueblo de México.”

Cuenta Pedro Pérez Lira que también lo han tratado de ofender por el color de su piel.

“Somos mayoría”, gloso solidariamente.

“Los blancos son poquitos, pero no vamos a hacer una guerra de razas ni diferencias si uno es moreno y otro blanco, chaparrito o alto. Todos somos ciudadanos”, completa.

“No lo diría si no lo hubiera dicho Salma Hayek antes: México es un país lleno de prejuicios raciales, pero los disimula”, atino a decir en la agonía de la charla.

“Así es. El mexicano siempre se quiere reír del otro”, sentencia filosóficamente el mayor de los gemelos Pérez Lira.

Nos levantamos. El alcalde quiere acompañarnos hasta la puerta del despacho que su bonhomía, perspicacia y buen talante tornan más acogedor. Agradecemos la exclusiva y nos da la mano.

Desde la escalera vemos a un grupo de niños que juega en el patio de lo que fue una casona que devino en vecindad y ahora alberga el ayuntamiento de un presidente polémico y valiente.

Lo dicho: la vida es, a veces, un puro Déjà vu, una paramnesia interminable.

Comentarios
Cargando...