Código Tlaxcala
“Ninguna sociedad democrática puede existir sin una prensa libre, independiente y plural”. Kofi Annan

Día del Abuelo en el Congreso: “Importan más los Peces que los Adultos Mayores”

22

Reprocha Fortunato Macías a Diputados Olvidar Celebración Mundial

Aprueban por Unanimidad Cuenta Coracyt 2011; Ocultan Observaciones

El Día Mundial del Abuelo le pasó de noche al Congreso de Tlaxcala, hasta que el último orador de la sesión ordinaria de este martes, el panista Fortunato Macías Lima, subió a tribuna para reclamar a la comisión que elabora el orden del día tan significativa omisión.

“A la comisión de Puntos Constitucionales le importan más los peces que los adultos mayores”, les espetó.

Aludía Macías a una iniciativa del congreso de Quintana Roo para reformar el artículo 420 del código penal federal, a fin de proteger las especies de caracol rosado blanco, abulón y langosta.

Postuló con ciceroniana seriedad, Macías: “Ser abuelo es una arte que requiere aceptación de la persona, amor y dignidad”.

A espaldas del tribuno, el ex-Convergencia Eloy Berruecos -abuelo él mismo- exhibió una amplia y prolongada sonrisa burlona.

En el ala albiazul, los también abuelos Alejandro Aguilar y el petista Joaquín Pluma Morales se retorcieron entre carcajadas, como si de un chiste de cantinucha.

Sin arredarse ni tantito, Macías Lima se dio tiempo para recordar a sus pares su indiferencia hacia la iniciativa de ley sobre personas de la tercera edad, actualmente en la congeladora.

La sesión de hoy transcurrió cansinamente, entre la palabrería habitual y los desplantes de mala educación de los legisladores tlaxcaltecas.

Nada nuevo bajo la iluminación mortecina del salón de sesiones del Palacio Juárez.

OBSERVACIONES AL MONOPOLIO CORACYT

Tras una lectura ininteligible del acta de la sesión previa, a cargo de Pluma, tocó a Héctor Martínez hacer la primera exposición del dictamen sobre la cuenta pública de CORACYT, el monopolio comunicacional  del Gobierno del Estado.

Un desastre: a Martínez le llevó la mayor tiempo del tiempo justificar la legalidad de las atribuciones del OFS y la comisión de Fiscalización, invocó una decena de artículos y sólo de paso, como si careciera de importancia, mencionó que la cuenta del monopolio estatal tiene “observaciones por solventar”.

Nada dijo, ni una letra, acerca de tales observaciones Martínez, mientras sus pares hablaban por celular y parloteaban sin parar. absolutamente indiferentes.

En pos de respuestas, Código abordó al auditor Crispín Corona en la escalera que da a su oficina.

-Díganos de qué observaciones se trata -pedimos.

-No me acuerdo…

-¿Acaso no preparó usted el dictamen?

-Sí, pero son muchos, fiscalizamos a 108 organismos -se disculpó.

En el recinto, el presidente de la comisión fiscalizadora, Alejandro Aguilar previsiblemente pidió dispensa de la segunda lectura exigida por ley.

Los 25 diputados presentes aprobaron por unanimidad -faltaba más- la opaca exposición del priísta Martínez y la solicitud del panista Aguilar.

COLOFÓN

Mildred Murbatián no se quiso quedar atrás de Martínez, y se ensañó con la paciencia del auditorio, a sabiendas de que la sesión en una mera actuación, pues ya acordaron previamente, en lo oscurito y a espaldas de los ciudadanos y contribuyentes, todo lo que votan ante las cámaras de la prensa.

Hasta entonces reaparcieron Lilia Caritina, Fausto Lozano y otros del bando blanquiazul que, seguramente muy aburridos del teatro mal actuado que son las sesiones públicas del Congreso de Tlaxcala hoy en día.

Entraban y salían los diputados, como siempre, cual párvulos de una escuelilla de niños problema, chacoteando sin parar.

Muy agusto, riendo de cualquier cosa, felices de ser simplemente diputados (inclusive los plurinominales que eludieron la exigencia de la democracia in situ que son las urnas, según Sartori).

Para respaldar la propuesta del congreso de Guerrero, en el sentido de obligar al poder ejecutivo a vitorear la noche del 15 de septiembre también el nombre del héroe mulato, Murbatián se metió hasta con la historiografía y propaló urbi et orbi seudo semblanzas heroicas sin mucho ton ni son.

Al momento de votar (unánimemente, claro) ya sólo eran 21 de los 32 diputados de Tlaxcala. Y eso que apenas van en la segunda semana del nuevo periodo legislativo.

¡Qué bueno que las sesiones ocurren sólo dos veces a la semana!, nos comentamos algunos reporteros, a la salida, contentos por ser simplemente reporteros.

- Publicidad -

¿Qué opinas?
Cargando...