Código Tlaxcala
“Ninguna sociedad democrática puede existir sin una prensa libre, independiente y plural”. Kofi Annan

Cien Días Entre Escaleras, Explosiones y Vientos Huracanados

59

Inexorable el tiempo avanza, estos primeros 100 días de gobierno se fueron como agua entre los dedos, mientras allá en la soledad del mando, el gobernador Marco Mena analiza los inevitables cambios que vienen.

Desde el triunfo en las urnas ya transcurren diez meses y solo le restan cuatro años y cinco meses a su administración, la expectativa de un cambio de gobierno y las exigencias de los tlaxcaltecas no son fáciles de resolver.

Estos primeros cien días han sido de claroscuros, ni todo es malo, pero tampoco todo es bueno, todo es según del cristal con que se mira, pero es claro que los cambios deben de ser acelerados, no hay tiempo para contemplaciones.

Los tiempos ya no son los de antes, la sociedad evoluciona a ritmo vertiginoso y la realidad es que ya no se puede tapar el sol con un dedo, hay problemas en todos los rubros y siempre los habrá.

Gran parte de estos primeros cien días se los han llevado los foros para apuntalar el Plan Estatal de Desarrollo que habrá de regir el hacer de este nuevo gobierno, pero ya no son los tiempos de antes.

La responsabilidad de quienes fueron llamados a colaborar por un gobernador diferente no es tarea fácil, deben seguirle el paso o hacerse a un lado y a estas alturas ya se notan algunas deficiencias.

Dentro de los aciertos destaca el auxilio invaluable que brindan instituciones como el DIF, que no ha parado de entregar ayuda a quienes más lo necesiten, sin duda tarde que temprano será el bastión alejado de la política y con resultados.

La gobernanza depende de la aplicación de la participación ciudadana para que los programas, obras y resultados que se tengan en el futuro inmediato respondan a las expectativas de las familias.

El viaje a China fue criticado con fundamento en los viajes del ex gobernador González Zarur, pero son otros tiempos y la estrategia responde a las presiones del exterior y es positivo buscar inversiones con tiros de precisión.

Ha llamado la atención el caso de la Plaza del Bicentenario que fue retomada por el gobernador Mena, ya transcurrió el plazo de tiempo y seguramente habrá respuesta positiva en poco tiempo.

Pero hay pendientes por ejemplo investigar a esas constructoras que se llevaron los millones de pesos y que a la fecha no se justifica su existencia, las hay patitos y nadie sabe, nadie supo.

Los pendientes son muchos, y requieren de la capacidad de respuesta no solamente del gobernador, sino de sus colaboradores, es el caso de la Secretaría de Gobernación que tiene pendiente resolver una invasión de tierras en San Pablo del Monte y que es una bomba de tiempo.

El caso de los estudiantes que ya llevan más de 50 días en plantón, ahora con la suma de vividores profesionales que se dicen luchadores sociales y que exigen caprichos imposibles de cumplir.

Basta decir que pretenden imponer a directivos, el registro de tres escuelas que representan importante inversión y que de ceder sería el camino de nunca acabar, porque abriría la caja de Pandora.

En ese rubro de la educación la actuación del secretario Manuel Camacho Higareda parece de campaña electoral, cada visita a una escuela es publicitada al más puro estilo del proselitismo, abraza a los niños, saluda a los maestros etc.

En materia de seguridad y a estas alturas tratar de hacer ver que Tlaxcala es uno de los estados más seguros de este país hasta parece ocioso, sin se toma en cuenta que esta cantaleta se la traen desde tiempo de Alfonso Sánchez Anaya.

El nuevo procurador Tito Cervantes Cepeda hace lo que puede con lo que tiene, pero siguen apareciendo los cuerpos, no solamente que vienen a tirar, sino que hay de todo, asaltos violentos, balaceras, ejecutados y lo que se sume.

Está el caso del huachicol con sus cuatro explosiones de ductos, sin responsables, hay complicidad evidente y corrupción de las autoridades y el problema crece al sumarse grupos de comunidades enteras.

Para ellos es más fácil romper un ducto  extraer el combustible y venderlo al mejor postor que esperar en el campo a que lleguen las lluvias, el fertilizante y si hay buen temporal a cosechar para tener un dinero en la bolsa.

Por otro lado no hay organización para establecer un mando único para atender las contingencias, cada quien como gallina sin cabeza hace lo que puede, pero a la vista de las explosiones de polvorines y de almacenes de combustibles y ductos, es urgente una organización interinstitucional.

La noche de este jueves vientos huracanados causaron daños, la respuesta fue aceptable, pero es importante estar preparados con protocolos de movilización para atender esta y otras contingencias

Los flamantes funcionarios dejan mucho que desear como en el caso del ex edil de Apizaco, Jorge Louis Vázquez Rodríguez, quien esporádicamente sale en los medios.

Mientras en Apizaco van cien días y es la hora en que el nuevo alcalde panista Julio Cesar Hernández Mejía cada día enfrenta más problemas heredaos del titular de la Sedeco.

Ni se diga del secretario de turismo, Roberto Núñez Baleón, quien se ha dedicado a entregar reconocimientos, pero que no ha desplegado todavía un efectivo plan para atraer al turismo, se cuelga de las tradiciones.

Se tiene a una flamante secretaria de gobierno que tiene enfrente a un comisionado de seguridad que gusta más de presumir su uniforme de capitán sin barco que atender la prevención de los delitos.

El talón de Aquiles es por mucho Protección Civil, es claro que en explosiones de almacenes de combustible o de polvorines se pudo haber intervenido, lo miso que en coordinar acciones para evitar el robo de combustible.

No se trata de criticar por criticar, pero en estos cien primeros días al menos se ha rescatado el dialogo de Marco Mena con los medios de comunicación, a cada entrevista responde puntualmente con respeto.

Aunque algunas preguntas están fuera de contexto y demuestran limitaciones intelectuales y de preparación de ajunos representantes de los medios de comunicación.

Incluso debe lidiar con temas como el de la escalera eléctrica, que es del mismo autor de la frase esa de “Apizaco es la capital del crimen”, pero en el gobierno, como en los medios de comunicación hay de todo.

Es deseable que los funcionarios tomen el ritmo que marca el gobernador Marco Mena quien dijo que nos tiene sorpresas una vez que pasen las vacaciones de Semana Santa.

En tanto ojalá y que la violencia se vaya de vacaciones, que la tranquilidad regrese a Tlaxcala, que lo que diga el PED sea congruente y sobre todo que la gobernanza se logre sus objetivos en estos cuatro años y cinco meses que restan a este gobierno.

- Publicidad -
Comentarios
Cargando...