Código Tlaxcala
“Ninguna sociedad democrática puede existir sin una prensa libre, independiente y plural”. Kofi Annan
b2

¿Y Encima Darle las Gracias? / Álvaro Martínez (España)

 

Al final, lo veremos propuesto para el Nobel, en candidatura defendida por José Félix Tezanos, Adriana Lastra o algún otro estadista de esa talla. Y si no al tiempo.

Por lo pronto, ayer Pedro Sánchez volvió a arrogarse el haber salvado con su gestión del estado de alarma 450.000 vidas «según estudios independientes», que no llegó a citar no fuera a hacer similar ridículo que cuando se inventó una clasificación de la Universidad John Hopkins sobre test serológicos que no existía y en la que España salía campeona mundial, y le pillaron, claro.

Ya tratamos el otro día su sólida condición de embustero, casi patológico, de esos que mienten con tal desahogo y profusión que de cada cuatro frases tres contienen una falsedad y la restante no responde del todo a la verdad. Sanchismo es sinónimo de trampa, de trile, desde aquellas urnas escondidas tras un biombo de Ferraz listas para dar un pucherazo. O desde antes, que ya demostró su solvencia en el engaño con su tesis plagiada.

Ahora también corroboramos que se trata de un ser absolutamente vanidoso, dotado de un nivel de engreimiento gigantesco y que se empingorota a la primera ocasión que le surge, fingiendo ser un líder tan providencial al que -dice ahora- casi medio millón de españoles le deben la vida. En realidad no cabe esperar otra petulancia de quien ya se definió a sí mismo como «Pedro el guapo» en el libro que le escribió una secretaria de Estado.

Sobre el exceso de muertos por su irresponsable tardanza en enterarse de que el virus era muy peligroso prefiere Sánchez guardar silencio, pese a que ahí sí que hay estudios que aseguran que de no haber remoloneado tanto mirándose al espejo, y si hubiera tomado medidas diez días antes, España se habría ahorrado el 60 por ciento de los contagios y, seguramente, decenas de miles de muertos.

Solo él estaba habilitado para tomar esas medidas. Y no lo hizo.

BANNER AYUTLAX 2020

Ahora, después de contribuir con eficacia a este espantoso caos de muerte y destrucción de la prosperidad, nos insulta la inteligencia ufanándose de haber salvado 450.000 vidas. Porque los muertos, claro, son culpa de los recortes del PP, como ayer sugirió al pedir que se investiguen los errores cometidos en años precedentes en materia sanitaria.

Gracias por nada, narciso.

Hala, a por el Nobel, ¡campeón!, que a la historia de España entrará usted por la gatera donde se cuelan los peores y más torpes gobernantes.

 

 

ENLACE

¿Y encima hay que darle las gracias? /Álvaro Martínez, ABC (España), Junio 16

- Publicidad -

- Publicidad -

- Publicidad -

¿Qué opinas?
Cargando...