Código Tlaxcala
“Ninguna sociedad democrática puede existir sin una prensa libre, independiente y plural”. Kofi Annan

Todavía nos Falta Crecer Mucho Como Sociedad: Minerva Reyes

Titular del Deporte de Tlaxcala Reflexiona Sobre el ser Mujer hoy

6,292

Tengo una Ventaja: Aprendí Desde muy Niña Incluso a Defenderme Sola

Como Servidora Pública, Tuve y Tengo la Fortuna de Colaborar con dos Caballeros

Si Expresamos en Nuestra Casa lo que Pensamos y Sentimos, sin Herir lo que Piensa el Otro, Podemos ser Mejores Ciudadanos

No Tienes que Decir un Padrenuestro, un Avemaría, un Credo; la Oración es Simplemente Platicar con Dios

Susana Bello: No Tengo Palabras Para Agradecerle su Entereza y su Entrega por Geraldin y yo

Concursé y fui Campeona Estatal de Declamación, es un Sello que mi Mamá Puso en mí

-Entrevista exclusiva-

“Como mujer yo tengo una ventaja: aprendí siendo muy niña desde el quehacer tradicional de un hombre, como cambiar un gas o reparar conexiones eléctricas, hasta incluso defenderme. Crecí sin el apoyo de un caballero, esa figura no la tuve, y por lo tanto, en muchos aspectos hube de sobrevivir sola”, nos dice con altivez apenas disimulada Minerva Reyes Bello.

La titular del Instituto del Deporte de Tlaxcala (IDET) accedió a compartir con los lectores de Código Tlaxcala, en el marco de la celebración del Día Internacional de la Mujer, un testimonio personal que ilustra bien el esperanzador desafío que enfrenta su género en nuestro tiempo.

Nos encontramos en el restaurante Jeroc’s de la ciudad de Tlaxcala, donde conversamos largo y tendido en una mesa que da al estacionamiento. Durante la charla emerge, al paso de los asuntos, una mujer lúcida y voluntariosa que sin embargo persiste en hacerse guiar por el cálido faro del corazón.

Lúcida, al reivindicar el valor de la independencia personal en la educación de Maximiliano y Sofía, los dos hijos que procrea con su esposo, el político perredista Felipe Sánchez Lima. “A los hijos hay que dejarlos que sueñen y tengan sus propias ideologías”, afirma.  Completa: “Lo primero es el respeto democrático dentro de nuestro hogar”.

Valiente, al ahondar en la importancia de la tolerancia religiosa en el seno de la propia familia. Se explaya: “Todos podemos tener a un dios, un todopoderoso, al que hay que hablarle y platicarle en nuestro interior, y lo primero, les digo a mis hijos, es orar a dios. Orar a dios, para nosotros, es simplemente platicar con él. No tienes que decir un Padrenuestro, un Avemaría, un Credo. Creo que la oración es sobre todo platicar con dios”.

-¿No educas a tus hijos en la intolerancia de un único dios verdadero? Si alguien cree en otro dios: Jehová, Mahoma u otro, ¿eres sinceramente tolerante? –inquirimos.

“Por supuesto que sí. Hasta este momento, todos creemos en lo mismo. Pero vuelvo a insistir: sea lo que ellos crean, sólo puedo respetar su ser. Para que ellos, mis propios hijos, aprendan así a respetarse a sí mismos”, responde sin vacilar.

Durante el tiempo concedido con generosidad al entrevistador, la Mtra. Minerva Reyes no elude ninguna cuestión.

Refiere su experiencia como servidora pública al lado de dos gobernadores; justifica su predilección, por encima de grandes atletas como Ana Gabriel Guevara, por la apenas conocida deportista tlaxcalteca Sandra López Rejón (“le tengo mucho cariño y admiración por su manera de ser en la vida”); defiende su preferencia por Robots, la peli con música de Alex Syntec, en base a unos versos en los que nos ve exhortados a vivir con autenticidad (“Yo puedo ser más que un robot /ser un héroe real /no de ficción”); se congratula porque este jueves 8 dará la patadita inaugural, en el Centro Libanés, al nuevo programa de su amiga Patsy Amaro.

No deja al cabo, un testimonio conmovedor de amor por su madre Susana Bello, una educadora de tlaxcaltecas cuya vocación nos trae a la mente la imagen de Rosario Castellanos, la Nobel chilena que asimismo fue criada por una madre que supo sacarle adelante en soledad.

En lo que sigue, ofreceos al lector un apretado resumen de nuestra conversación con Minerva Reyes Bello, la mujer, la madre, la esposa y la servidora pública

-ENTREVISTA-

CT  Sobre un trasfondo milenario de sobajamiento y discriminación avalado por todas las religiones y gobiernos, las mujeres son el tema noticioso de marzo. En México y gran parte del mundo habrá jornadas diversas e incluso un paro de género que en España será huelga. ¿Quién es la mujer Minerva Reyes Bello?

MRB  Como mujer yo tengo una ventaja: aprendí desde muy niña desde el quehacer tradicional de un hombre, como cambiar un gas o reparar conexiones eléctricas, hasta incluso defenderme sola. A no estar con mi mamá porque ella trabajaba todo el día, a no llegar a decirle ‘Oye, mamá, fíjate que me pasó esto, venme a defender’.

Mis padres se divorciaron siendo yo muy niña…

CT ¿Lo resientes?

MRB  Crecí sin el apoyo de un caballero, esa figura no la tuve, y por lo tanto, en muchos aspectos hube de sobrevivir sola. ¡Mas esto no quiere decir que ahora no me deje consentir, he, por supuesto me dejo consentir mucho por mi esposo!

CT  Como mujer, ¿qué significados tiene para ti el 8 de marzo?

MRB  Las mujeres hemos luchado por la igualdad y equidad, aún falta por hacer.

CT  ¿Sugieres que en algunos aspectos cierto feminismo parece a veces un machismo al revés, como se ha dicho?

MRB  Necesitamos que la sociedad nos vea como a ese ser inteligente con oportunidad de decir: Yo también puedo pensar, puedo sentir y me puedo realizar como persona en cualquier ámbito de la sociedad.

AMAS DE CASA

CT Algunos pensamos que por implicar a la mitad de la especie, la brega por equidad de género es la revolución social más trascendente de la historia humana. ¿Aprendió ya la sociedad a verlas como seres de igual valor que los hombres?

MRB  ¡Ojala y de verdad!, pero aún falta. En nuestra cultura, hay lugares donde todavía no están habituados a que la mujer trabaje. Vemos muchas indígenas talentosas, desde cómo elaboran sus prendas… me ha tocado convivir y compartir experiencias con esas mujeres emprendedoras.

Yo creo que todavía nos falta, hay muchos hombres y también mujeres que estigmatizan incluso a las amas de casa.

CT  ¿Es vergonzoso ser ama de casa?

MRB  Las etiquetamos como “sólo amas de casa”. Pero esa labor merece todo nuestro reconocimiento. No tengo duda de que debemos honrar lo que hacen las mujeres desde el hogar, por ejemplo.

Entonces, todavía nos falta crecer mucho como sociedad, para vernos en igualdad de oportunidades.

IMAGEN DEL ESPOSO

CT  Dice Chabela Vargas que a nadie le gusta vivir con una persona libre. ¿Cómo le ha hecho Felipe Sánchez Lima para convivir con una mujer independiente como tú? ¿Te ha dicho si ha batallado…?

MRB  Para formar una familia, primero tiene que haber algo que nos compagine. Nos ayudó tener un proyecto de vida similar, el sueño de ser atletas los dos y ver el deporte como un proyecto de vida. Por eso, para mí no es difícil convivir con él.

CT Cambiaste la pregunta… pero tienes razón, eso debí preguntarlo a Felipe.

MRB  Mira, él ha tenido cargos muy importantes: presidente municipal, director estatal del deporte, diputado. Creo que esas experiencias le han abierto el panorama, la comprensión y la atención hacia una servidora. Felipe ha sido el mejor aliado en mi trabajo, el mejor amigo, el que me aconseja y me ha llevado de la mano en la actividad que me toca realizar en el IDET. Esta función de acompañamiento es posible gracias al carácter que él tiene y, por supuesto, a su propia experiencia como servidor público.

Todo eso ha hecho posible compaginar, siempre con respeto.

CT  Forman un matrimonio de jóvenes exitosos en un ambiente exigente y egoísta: la política. ¿Ha habido celos profesionales entre ustedes, tal vez roce de egos?

MRB  Fíjate que no, porque somos amigos que deseamos ayudarnos mutuamente. Formamos una familia en la que se practica la democracia, cada uno con sus creencias y actividades propias. Estamos acostumbrados a decirnos tú crees en esto y yo en aquello.

Dentro de casa procuramos no hablar de política.

FAMILIA MODERNA  

CT  Ustedes eligieron pocos hijos. ¿La familia pequeña vive mejor?

MRB  Pues… sí. ¡Aunque me hubiera gustado tener más hijos! Cuando menos unos cuatro.

CT  ¿Cuántos hijos tienen?

MRB  Dos. Maximiliano Emmanuel, de 14 años, y Zuri Sofía de 10.

CT  Pensaba que Emiliano tiene más edad, por su estatura.

MRB  Ya superó al papá.

CT  Bueno, eso no es tan difícil… (Risas)

MRB  Por eso les digo a mis hijos que el parámetro es un tío que mide 1.80. (Risas)

CT ¿Y qué opina Felipe sobre ampliar la familia?

MRB  Cuando le digo, se asusta. Me voltea a ver como diciendo ¿Estás loca?

Yo crecí solamente con mi mamá y mi hermana, debe ser por eso que me hubiera gustado tener muchos. Pero, me queda claro que la economía no está ahora como antes…

CT  ¿Es por economía o por cultura?

MRB  También por cultura y economía.

SUEÑO DE LOS HIJOS

CT  ¿Se debe educar a los hijos en la obediencia sin chistar a los progenitores?

MRB  No. Cuando algo es obligado, no se hacen bien las cosas. A los hijos hay que dejarlos que sueñen y tengan sus propias ideologías.

CT   Se tiene la impresión de que la generación anterior entregó la educación de sus hijos a la televisión; y que hoy se les deja elegir un mal lugar para educarse. ¿También tus hijos se la pasan todo el día en las redes sociales?

MRB  No.

CT  ¿De veras no? ¿¿Segura??

MRB  Segurísima. Sofía es una atleta, practica la gimnasia artística cuatro horas al día. Maximiliano está en las fuerzas básicas de la UAEP, de futbol soccer.

CT  Hijos de tigres pintitos… ¿Es del Barsa como yo?

MRB  ¡Sí, así es! Cuando se habla del deporte del futbol, es mi mejor orientador. Y cuando de gimnasia, mi hija en este tema.

Entonces, estoy feliz de tener los hijos que tengo.

CT  ¿Eres estricta con ellos?

MRB  Soy una mamá feliz por los hijos que tengo, pero a veces tenemos que ser las malas del cuento.

CT  ¿La mamá la mala del cuento? ¿Ya no es ese un rol de papá?

MRB  Me gusta esa parte de recordarles cuáles son las causas y las consecuencias de lo que hacemos en la vida. Explicarles el feedback de que lo que hacemos bien y lo que hacemos mal, se nos revierte.

Siempre procuro dialogar, conversar sobre el tema del respeto a nuestro ser. Mientras tú respetes tu sueño, los demás aprendemos a respetar lo que crees. Les digo que para que crean en ellos, tienen que empezar a creer en sí mismos.

CT  ¿Entonces Felipe, cuya amistad me honra, es el bueno del cuento?

MRB  Podemos decir que sí, porque acompaña mucho a mis hijos. Él es el que va al deporte con ellos, los lleva, los trae. Llegan al punto ¡que no se acusan entre sí con el papá!, porque Felipe es el amigo. Cuando hacen algo, se acusan ante mí. ¡Porque no quieren que se enoje su papá con ellos!

FAMILIA Y DEMOCRACIA

CT ¿Es posible no hablar de política en el hogar de una pareja implicada en la política?

MRB  Felipe tiene su ideología y yo la mía; y gracias al respeto, hemos podido compaginar.

Los dos contribuimos porque el proyecto más importante son nuestros hijos. Así lo vemos; sólo después vienen nuestras creencias en materia política o laboral.

Lo que primero ponemos, es el respeto democrático dentro de nuestro hogar.

CT Felipe es de izquierda. ¿Tú eres conservadora?

MRB  Puedo decir que sí. Yo a veces no compagino con esa ideología. Aunque no me gusta hablar mucho al respecto, respeto mucho.

Sé tener lealtad. Sobre todo a la gente que nos da la oportunidad de desarrollarnos como mujeres, como a mí me la dieron Mariano González y Marco Mena.

CT  ¿Has pensado aparecer en la boleta electoral de 2021?

MRB  No se me ha dado la oportunidad. Nadie me lo ha propuesto, nadie me ha volteado a ver como una posible candidata.

CT  ¿Te gustaría?

MRB  Posiblemente sí, no lo he pensado. No lo descarto. Lo que desconoces no lo puedes evaluar bien hasta que se te presenta.

CT Minerva, desde el mandato de Mariano el gobierno de Tlaxcala ha tenido una conformación pluripartidista. ¿Tú te identificas con algún partido?

MRB  No me he tomado con seriedad esta parte. No estoy ni he estado afiliada a ningún partido. En parte por eso, te dije que somos una familia democrática.

CT ¿Puede haber democracia genuina en un país si antes no la hay en la intimidad de hogares? ¿Tiene que haber el juego necesariamente riesgoso de las libertades, en las propias casas?

MRB  Por supuesto. En libertad todos tenemos la oportunidad de decir lo que pensamos. Muchas veces se nos cierra desde nuestros hogares la oportunidad de decir lo que pensamos. ¡Y lo que sentimos!

Estoy convencida de que si expresamos en nuestra casa, con la gente que nos quiere y mejor nos conoce, lo que pensamos y sentimos, de una manera honorable, sin herir lo que piensa el otro, podremos ser mejores ciudadanos. Aprender a valorar, desde nuestros los hogares, lo que piensan los demás. Eso me gusta.

FAMILIA Y RELIGIÓN

CT ¿Te casaste por la iglesia, tus hijos son bautizados?

MRB  Sí. Las dos cosas.

CT ¿Qué lugar ocupa la religión en la educación de tus hijos? ¿Qué va primero: la fe religiosa o los valores cívicos? Entiendo que es asunto privado, mas incide en la vida pública.

MRB  Es importante que los hijos estén convencidos de su ideología. Todos podemos tener a un dios, un todopoderoso, al que hay que hablarle y platicarle en nuestro interior, y lo primero, les digo a mis hijos, es orar a dios. Orar a dios, para nosotros, es simplemente platicar con él. No tienes que decir un Padrenuestro, un Avemaría, un Credo.

Creo que la oración es sobre todo platicar con dios.

CT  ¿No educas a tus hijos en la intolerancia de un único dios verdadero? Si alguien cree en otro dios: Jehová, Mahoma u otro, ¿eres sinceramente tolerante?

MRB  Por supuesto que sí. Hasta este momento, todos creemos en lo mismo. Pero vuelvo a insistir: sea lo que ellos crean, sólo puedo respetar su ser. Para que ellos, mis propios hijos, aprendan así a respetarse a sí mismos.

IMAGEN DE MARIANO

CT Formalmente, el gobierno es un promotor de la filosofía de igualdad de género. ¿Cuál ha sido tu experiencia, como funcionaria, en dos gobiernos de Tlaxcala? ¿Persiste el acoso en el día a día?

MRB  He tenido la fortuna de trabajar efectivamente ya con dos gobernadores, a los cuáles les he visto mucha sensibilidad hacia las mujeres.

CT  ¿También a Mariano?

MRB  ¡Por supuesto! Te quiero decir algo: Al menos conmigo, Mariano González Zarur fue todo un caballero.

A mí, en lo personal, jamás me llamó la atención de mala manera. Siempre dialogó, siempre platicó conmigo con absoluto respeto.

CT  No coincide tu testimonio con el retrato de la prensa local eh…

MRB  Me tocó acompañarle a muchas giras, en las que a veces se le veía molesto; pero nada que ver con el género, sino por algunos detalles que como funcionarios no cumplíamos y eran compromisos de él con los ciudadanos tlaxcaltecas.

CT  ¿Por razones profesionales propias de la responsabilidad de su cargo: por exigente, digamos?

MRB  Exactamente. Fue un señor que me enseñó desde la puntualidad, hasta ser responsable y ser honesta. ¡Y también a decir que no! Todo esto es parte de lo que la gente busca de un gobernante.

Muchas cosas se dicen de los gobernadores, a veces sin saber de lo que se habla, pero a mí como mujer, Mariano nunca me faltó al respeto. Eso se lo agradezco de verdad.

IMAGEN DE MARCO

CT  Luego, el actual gobernador te ratificó en el cargo, por algo será. ¿Cómo te va con Marco desde la perspectiva de género?

MRB  Observamos a un Marco Mena muy sensible con las mujeres, siempre dándoles su espacio y oportunidades. Entonces, desde lo que me ha tocado como servidora pública, tuve y tengo la fortuna de colaborar con dos caballeros.

Así los describo: como dos caballeros y hombres de convicciones muy firmes. Los dos creen mucho en la responsabilidad que tiene la mujer dentro del trabajo. Creen en el talento de las mujeres, y sobre todo, en esta parte de la responsabilidad.

CT ¿Mujer y responsabilidad son sinónimos?

MRB  Algo hay de eso. Las mujeres somos responsables de un hogar, de la economía doméstica, de la formación de nuestros propios hijos. Y creo que esa misma responsabilidad la llevamos a donde laboramos, a nuestro trabajo.

Esa creencia en y hacia nosotros se ha fomentado mucho, y gracias a ello, a mí me tocó trabajar con dos caballeros.

CT  ¿Se interesa personalmente en el deporte, el gobernador Marco?

MRB  El gobernado está muy cercano a los atletas, al pendiente de ellos. Quiere estar informado acerca de los talentos, de quiénes son, de cómo están, cómo van. Él sabe quiénes son nuestros deportistas.

DOÑA SUSANA

CT  ¿Tienes ya un posgrado?

MRB  Sí, soy disciplinada en mi propia educación. Obtuve en 2012 una maestría en Desarrollo Educativo, en la Universidad de Puebla. Estudié la primaria en una escuela de niñas, Educación y Patria, aquí en el centro de Tlaxcala.

CT  Te gusta la escuela…

MRB  Mi madre, Susana Bello, es maestra. Duró cuarenta años trabajando y se jubiló como docente. Enseñó en la Candelaria Nava Jiménez, aunque antes fue maestra rural. Trabajó en Apizaco, en una zona colindante con las ex haciendas de Reyes Huerta, en San Diego Metepec, y otros lugares.

CT  Percibo un gran orgullo por tu madre. ¿Qué te gusta más de ella?

MRB  Mi mamá es todo. To-do. Mi ejemplo, mi fortaleza… ¡todo!

CT  Te conmueve recordar su lucha por sacar adelante a sus dos niñas…

MRB  ¡Claro! Como ellas hay muchas mujeres que luchan solas en la vida, por sacarnos adelante, para que no corramos ningún riesgo. No tengo palabras para agradecerle su entereza y su entrega por nosotras, Geraldin y yo. Geraldin tiene dos carreras, es licenciada en Negocios Internacionales y Maestra de Educación Básica.

CT  Supongo que acabó primero la normal y luego obtuvo la licenciatura…

MRB  No. Al revés.

CT  Entonces de veras tiene vocación por la enseñanza. ¿La huella de Doña Susana?

MRB  ¡Es feliz enseñando! Es lo que nos enseñó con su ejemplo nuestra madre.

Minerva, Geraldin y Doña Susana. FOTO: Archivo de la entrevistada.

Mi mamá fue una maestra ejemplar. Tuvo grandes logros, llevó a sus niños a concursar en matemáticas, y en oratoria. A mí me enseñó la oratoria y el gusto por la poesía.

Fíjate que siendo niña concursé y fui campeona estatal de declamación, es un sello que mi mamá puso en mí.

EPÍLOGO

CT ¿Recuerdas con cuál poema concursaste?

MRB  Sí, con una poesía dedicada a las maestras. La Sembradora, de Carmen G. Basurto.

Ella fue la inspiración de mi mamá. Y algo de ella hay también en las hijas de doña Susana.

CT ¿Te parece si cerramos la entrevista con el poema?

MRB  Me encantaría.

La Sembradora

La vida quiso hacerme sembradora

De la hermosa simiente del saber;

Y en el rincón humilde de mi escuela,

Cumplo a diario, feliz, con mi deber.

 

La vida quiso hacerme cual la fuente

Donde los niños, vengan a beber

Para nutrir su espíritu sencillo

Entre dulces caricias de mujer.

 

Año tras año, en mi salón de clases

Donde no hay un minuto que perder,

Se reúnen los niños a mi lado,

Con deseos infinitos de aprender.

 

Yo imparto cada día el abecedario

El principio, la base del saber,

¡Mañana serán fuertes mis alumnos!

¡Soldados, en las filas del deber!

 

Presiento que quizá cuando caduquen

Mis años que han logrado florecer,

Centenares de niños, hechos hombres,

Pensarán en las horas del ayer.

 

Y aunque sean unidades productoras;

sabios y artistas o genios del valer,

jamás han de negar en su apogeo,

la edad, cuando aprendieron a leer.

 

Esa edad de pillaje y de inconciencia;

Cuando en aras sagradas de deber,

Les doy mi juventud y mi paciencia,

Mi abnegación, mi vida y mi saber.

 

Y así las sembradoras del lenguaje,

A millares forjamos tanto ser,

Generación que cuesta mil fatigas,

La tarea de enseñarles a leer.

 

Por eso, compañeras del banquillo

A esta Patria que nos vio nacer,

A pedazos, le damos nuestra vida

Para verla más tarde florecer.

 

Y quiza por hacerme sembradora

me aparte al espejismo del placer
Por tornarme la madre de unos niños
Que nunca fueron carne de mi ser.

¿Qué opinas?
Cargando...