Código Tlaxcala
“Ninguna sociedad democrática puede existir sin una prensa libre, independiente y plural”. Kofi Annan

Experiencias sin límite de tiempo

484

Las palabras no pueden expresar más que un pequeño fragmento del conocimiento humano, porque lo que podemos decir y pensar es siempre inmensamente menor de lo que experimentamos. Alan Watts

Bienvenidos a la segunda semana de 2018, momento de iniciar acumulando experiencias que sumarán nuevas páginas a nuestra vida, muchas personas desean ampliar su comprensión de la misma y a través de verdades o mentiras, vamos adquiriendo conocimiento. Encarar constantemente situaciones positivas o negativas, nos ayudan a no cometer los mismos errores.

Ésta semana decidí citar una obra que a finales de la década de los sesenta, se volviera una lectura obligada por abrir las puertas de oriente, a un occidente completamente aislado de pensamientos alejados de su tradición.

Las experiencias van conformando el conocimiento y así nos acompañan en esa búsqueda. Para retratar de forma muy acercada esta situación, me referiré  a la historia de un hombre que ha decidido despojarse de las preparaciones adquiridas al nacer y desarrolladas durante su vida, su viaje inicia con una resistente voluntad de conocerse; Siddartha creía que la verdadera profesión del hombre es encontrar el camino hacia sí mismo.

Pronto abandonaría su casa, pertenencias y sobre todo sus ideas más arraigadas; acompañado de su fiel amigo Govinda, el protagonista una noche se cuestiona si habrá hecho lo correcto, si algún día llegará a una meta que implique dejar de aprender.

A lo que Govinda le responde; “Sabemos muchas cosas, y aún aprenderemos más, llegaremos pronto a la liberación, no giramos en una espiral. Sin duda, él hablaba de que el conocimiento no tiene fin, no tiene principio, todo el tiempo aprendemos.

¿Usted amable lector, se ha preguntado lo mismo? ¿Si nuestro aprendizaje tiene un límite y de ser así, cuál es?

Si su respuesta es positiva, acompañémonos en la búsqueda de ambas objeciones, leyendo a  Siddartha de Herman Hesse, una novela ambientada en la India tradicional que relata la historia de un hombre para quien el camino de la verdad y al aprendizaje pasa por la renuncia de todo lo existente a su alrededor.

Herman Hesse buceó en el alma de Oriente con el fin de aportar sus aspectos positivos a nuestra sociedad. Siddartha es la obra más representativa de éste proceso y ha ejercido una fuerte influencia en la cultura occidental del siglo XXI. “La verdadera profesión del hombre es encontrar el camino hacia sí mismo”.

¿Qué opinas?
Cargando...